VENAS NORMALES

Las venas forman parte de los vasos sanguíneos, como las arterias o los capilares.

 

Mientras las arterias llevan la sangre del corazón a los órganos, las venas conducen la sangre desde los órganos hacia el corazón.

En las venas de las piernas, El retorno de la sangre al corazón depende de fuerzas proporcionadas por la contracción de los músculos de la pierna, principalmente de la pantorrilla.

 

En su interior se encuentran unas estructuras denominadas válvulas, que impiden el retroceso de la sangre y favorecen su movimiento hacia el corazón, es decir el movimiento debe ser de abajo hacia arriba únicamente.

¿QUÉ SON LAS VARICES?

En realidad las varices no son la enfermedad sino una consecuencia de la Insuficiencia Venosa Crónica (IVC).

En esta condición circulatoria anormal, disminuye el retorno de la sangre de las venas de las piernas hacia el corazón, esto provoca la acumulación de sangre y por consiguiente aumento de la presión dentro de las venas.

Las venas varicosas son venas superficiales que se han dilatado bajo presión y por lo tanto sus válvulas se debilitan y dejan de cerrar adecuadamente, esto provoca que la sangre fluya hacia atrás, o refluya, ocasionando acumulación de sangre y como resultado que las venas se vuelvan prominentes, retorcidas y engrosadas cerca de la superficie de la piel.

Varicose_veins_sp_opt.jpg
ayo-ogunseinde-1137248-unsplash (1)_opt.

SÍNTOMAS

Para algunas personas, las venas varicosas y las arañitas vasculares (una variación común, leve y médicamente insignificante de las venas varicosas)  no les causan molestia alguna.

Para otras, las venas varicosas pueden causar cualquiera o todos de los siguientes síntomas:

 

  • Dolor sordo (difícil de localizar y explicar).

  • Fatiga o pesadez en la pierna.

  • Ardor, picazón, punzadas o calambres en las piernas.

  • Hinchazón (inflamación o edema) de la pierna.

  • Venas dilatadas fácilmente visibles bajo la piel.

Hay quienes puede experimentar síntomas causados por la venas varicosas y no tener varices o arañitas vasculares visibles.

Los síntomas empeoran a medida que avanza el día y  se alivian al sentarse y elevar las piernas.

 

Los casos severos de insuficiencia venosa pueden causar decoloración marrón/grisácea o ulceración en la parte inferior de la piel de la pierna, lo cual quiere decir que requieren atención médica inmediata.

Los casos severos de IVC pueden causar decoloración marrón/grisácea o ulceración en la parte inferior de la piel de la pierna, lo cual quiere decir que requieren atención médica inmediata.

¿CÓMO TRATARLAS?

Para tener un tratamiento de varices, es muy importante que usted se someta a una valoración médica hecha por nosotros para saber el nivel de severidad, ya que nuestros procedimientos están diseñados para ir más allá de la superficie, tratar la causa subyacente y enfocarse en la salud general.

Estos son los tratamientos en los que nuestros especialistas están certificados:

  • Tratamiento de embolización (para venas varicosas que se originan en la pelvis).

  • Escleroterapia.  Para varices superficiales pequeñas, es un tratamiento sencillo en el que se inyecta un medicamento que cauteriza la vena por dentro, ocasionando que se cierre y desaparezca.

adolfo-felix-Yi9-QIObQ1o-unsplash (1)_op

En nuestra sección de guías médicas puede encontrar material de interés para descargar, aquí mismo le proporcionamos nuestra guía de varices y ejercicios recomendados para mejorar las molestias.